Etiquetas

maschera15

Un diario es y debe necesariamente ser una expresión de intimidad y por tanto permeado de ideas egocéntricas por el hecho innegable que el egocentrismo es innato en nosotros y aunque si viene disfrazado, camuflado, escondido a los otros, sofocado, combatido, redimensionado, muy seguido una mirada fugaz en el espejo es suficiente para que se manifieste prepotentemente, más aguerrido y victorioso que nunca. ¿Y el diario? El diario no es otra cosa que una síntesis de nuestro egocentrismo expuesto en un papel porque en parte representa lo que quisiéramos y totalmente lo que creemos ser. ¿Pero escribirlo es entenderlo, condenar su esencia y así derrotarla o darle una hipócrita y misteriosa justificación? Llegado este punto podría escribir al infinito pero sólo para morderme la cola.