Etiquetas

sogno38.jpg

TRISTEZA

Tú eres el otoño de mi vida;

pasas y luego regresas.

Corroes un corazón

peor que una muerte lenta,

hasta que él busca refugio en el amor.

Pero cuando lo encuentra

desaparece enseguida

y sólo quien puede consolar

este triste llanto

es de la muerte el manto.