Etiquetas

morte12

Echar lejos, en océanos sin fondo, las cenizas de los muertos inmortales para que no vean que la antigua energía ya no sirve para sostener los cimientos del que está llegando. Un último llanto también para el que no tendrá más lágrimas y luego morir sin resignarse.